Película del año 1962, protagonizada por Peter O´Toole, con Antony Quinn y Omar Sharif. Dirigida por David Lean.